martes, 26 de octubre de 2010

Crisis existencial

Hola,

¿Y si yo no fuera yo? ¿Qué pasaría si este blog no hubiera sido escrito por mí sino por un jubilado de Benidorm, un taxista bipolar, una ama de casa adicta a Sálvame, o el hermano maldito de Pérez Reverte? Como hipótesis explicaría algunas cosas pero haría otras inexplicables. A todos nos ha pasado que, alguna vez, nos hemos despertado junto a un desconocido, le hemos mirado a la cara y nos hemos sentido víctimas de un fraude. "Anoche las cosas parecían distintas. Quién podía imaginar que este tío era un fanático de la taxidermia y vivía rodeado de ratones y pájaros disecados". "Yo no sabía que esta tía era una loca peligrosa que había empapelado la pared de su dormitorio con un montón de fotografías mías sacadas de internet". A veces las cosas no son lo que parecen, de hecho eso es algo bastante común. ¿Qué sucedería si nada de esto hubiera sido lo que parece, si no fuera más que un espejismo?

Hace unos meses hablé de esto con Elvira Lindo. Ella sabía perfectamente a lo que me refería: un chico marroquí llamado Soulaimane se llevó la decepción de su vida cuando se enteró que Manolito Gafotas era un personaje y no el niño de carne y hueso con el que se había sentido tan identificado. A mí no es la primera vez que alguien me escribe preguntándome si de verdad existo. Es raro escribir a alguien preguntándole si existe. ¿Dios, existes? ¡Manifiéstate! ¡Aparece! Yo no creo en las apariciones, pero tampoco creo aquello que no veo. La verdad es que no dejo demasiado espacio para la fe. He leído que soy Casciari, que soy Gorka Limotxo o que soy un invento del Partido Socialista y los sindicatos de Telemadrid para sacarle los colores a Esperanza Aguirre. Cualquiera en mi caso tendría una crisis de identidad.

Si yo no fuera yo, es posible que este mes de ausencia se hubiera debido a que quien esto escribe se hubiera cansado del personaje que soy. Si yo no fuera yo, es posible que mi vida dependiera de la suya, de su disponibilidad para escribir o de su capacidad de inventiva. Si yo no fuera yo, me daría cuenta de que mi propia existencia no estaría en mis manos ni dependería de mí. Si yo no fuera yo, es posible que me sintiera una marioneta dirigida y manipulada de acuerdo con las perversiones de quien me creó. Si yo no fuera yo, es posible que quien esto lee no me lo perdonara. Si yo no fuera yo, es posible que quien esto lee no se lo perdonara.

Besos.

Beta

Posdata: No sé si este blog tiene o ha tenido en algún momento cierto valor literario. De ser así, ¿tendría el mismo valor independientemente de quién hubiera sido su autor/a?

38 comentarios:

Más claro, agua dijo...

Yo soy yo. Y mis circunstancias, que se apañen solas, que ya son mayorcitas...

(Este es un mensaje patrocinado por "Herederos de Confucio sin Fronteras")

¿Y si tú no eres tú? ¿Tu madre deja de ser idiota? ¿La idiota sigue siendo madre?

(Este otro es un mensaje patrocinado por "Herederos de Sócrates sin otra cosa mejor que hacer")

Besos, quienquiera que seas ;-)

Eneko dijo...

gran texto. parece sacado de "el mundo de sofia". como se dice en el caralibro, me gusta.

si tú no eres tú, aprovéchalo, pues estarás siendo inmortal.

Anónimo dijo...

Me acabo de dar cuenta: tu eres Lili Salander y escribes este blog usando el traductor de sueco-español de google. Has abierto este blog porque, en el fondo, las matemáticas y el ajedrez no llenan tu vida.

Tu eres la vida apócrifa de un personaje a disgusto consigo mismo...

J. dijo...

La verdad, no me importa en absoluto quién seas más allá de estas líneas. Para mí te has convertido en una amalgama de unos y ceros que disfruto sin preguntas ni condiciones, que devoro con el placer de saber que quizá mañana no existas. No, tú no eres tú, eres yo cuando te leo. Un beso, Beta.

MrBlonde dijo...

Yo creo que sí, que el valor artístico (en este caso literario) no depende de si algo es real o no. Me da rabia la gente que dice que una película no vale la pena porque "se vende como que es real y es mentira".

Shhh... dijo...

Tú no eres tú, ni este blog es tuyo, mientras esté yo aquí, eres yo cuando te leo.

Leopoldo dijo...

Tú no eres tú.

nevera dijo...

Hola, me gustaria mucho que escribieras en una revista digital hecha con unos amigos, de caracter personal y de humor. te puedes poner en contacto con nosotros en m.redaccion@hotmail.com
te ponemos enlace a tu blog
muchas gracias!!

Jorge dijo...

Hace muchos años, antes de conocer a mi mujer, quedé un viernes con Marta Sánchez para tomarnos una botella de champán en la bañera mientras hablábamos de nuestras cosas y nos mordisqueábamos los pezones.

Súbitamente tuve una duda existencial similar a la tuya, y casi de inmediato me fluyó la respuesta.

-Marta, conciernce a Reyes y esclavos hacer el bien y recibir calumnias -afirmé, jubiloso.

Ella retrajo la lengua y me miró a los ojos mientras arqueaba una ceja.

-Eso es de Epicuro. Lo cita Marco Aurelio en sus "Meditaciones".

-¿Marco Aurelio el célebre prestidigitador boliviano?

-No, coño. El emperador romano -balbuceó ella, mientras seguía con lo suyo.

Pues eso, ya me entiendes.

Por cierto, mis queridos Tipos Infames del Soitu han abierto una librería muy especial en Malasaña.

http://www.eresmadrid.com/tumadrid/tipos-infames-libros-y-vinos/

Tú que eres un referente podrías darles un empujoncillo publicitario!

Besos!

Gordi dijo...

LAmento decirte que no se puede dejar de ser.

Cooper dijo...

Hola Beta,
Nunca he llegado a cuestionarme si lo que escribes en tu blog es verdad o mentira, si eres tú, sois tú, o dejas de serlo. No te conozco, no sé qué cara tienes, ni a qué suena tu voz, ni si eres divertida cuando te vas de cañas. Pero tampoco me importa. La única relación que tengo contigo se basa en disfrutar lo que escribes y cómo lo escribes. Y gracias a ti, evadirme a otro lugar durante esos minutos de lectura.
Besos,
Cooper.

Cesc dijo...

Ya no se si soy yo quien te ha leído o ha sido otro. En cualquier caso a él o a mi nos gusta!

Amelie Pouline dijo...

pues tengo poco leyendote y me ha encantado
si eres un personaje falso y si lo que escribes no es cierto elo monda quien es 100% honesto en la vida aparte tus mentiras almenos son interesantes.

saludos desde hermosillo mexico

Javier Díaz Carballeira dijo...

Querida Beta, te respondo a la postdata: El valor del blog se mide por la inteligencia y agudeza de lo escrito y por la cantidad ingente de gente ;-) que lo seguimos. No importa quién eres, si una verdad, una mentira, un travestido de malasaña o un líder reprimido de las juventudes del PP. Mi madre es idiota tiene personalidad propia, ha dejado un poso en nuestras mentes, tan mordaz, tan actual, tan ácido, tan sincero, tan duro, tan divertido... Han sido artículos tan sinceros que hemos atisbado a la verdadera Beta y sus pensamientos, independientemente de quien seas. Como diría tu querido Reverte, eres Beta y punto.

trasier dijo...

Si no eres tú, y eres la marioneta de alguien, puedes ser mi marioneta?
S2

persépolis dijo...

¿Acaso sabes tú quienes somos el resto? ¿Estás segura de que somos quien decimos ser? ¿Alguien cree que aunque utilicemos nuestra identidad verdadera en todos los casos, nos mostramos tal cual somos realmente en un blog, en casa, en el trabajo, en un bar de copas? ¿Somos siempre la misma persona?
Y lo mejor de todo, ¿a quién le importa?
Déjame seguir leyéndote mientras cruzo los dedos por que no seas la Botella, la Cospedal o Sánchez Dragó, porque no, mi valor literario no sería el mismo, quizás porque YO, soy inherente a mi pensar... No soy objetiva, aspiro a ser coherente.
cuídate.

javcasta dijo...

¡Charlie Brown existe!. Y Snoopy, su perro y mascota, es un aviador ¡cojonudo!.
Y de ti solo sabemos que dejas de existir cuando dejas de publicar.

¿Existe Pekin si nunca has estado, la cara oculta de la luna, el FMI? ¿O son cuentos de un dios loco o una matrix perversa?.

A fin de cuentas es real aquello que crees que es real. Y es más real un dibujo animado para un niño que el telediario (y seguro que acierta).

Wellcome back Beta. I missed you

diana dijo...

Pues yo diría que eres una fotocopia mía. Cada día me asombra más lo que nos parecemos.

David Muñoz dijo...

Vaya,has vuelto y sigues enlazada con una de mis bitácoras predilectas...Y me ha dado por pinchar el link y probar.Premio ¡¡¡

Ya sabes,por aquello del libre albedrio y porque Facebook nos ha roto el corazón a todos,o porque tengo demasiado tiempo libre.
En fin, ¿Qué importa el motivo de mi visita?.

Te diré quien NO eres: No eres hija de Curry,no eres una metafísica autodidacta,no eres una celebrity,no eres un profeta ,no eres la polla como tú crees ser...

Y te diré quien SÍ eres:Una mujer resentida y sectaria de ultraizquierda,de unos 40 tacos,buena formación académica,un status social estable,una mala baba adictiva en franca contradicción con algunos post amenos e irónicos que alumbraste.

Da igual.

Ya sabes que,al final,no importa qué hayas hecho,seas o hayas vivido:Todos esos momentos se perderán en el Tiempo como lágrimas en la lluvia.Es hora de morir.Siempre.

El Nexus-6 estaba en lo cierto.Y reía cuando moría en la azotea flagelada de humedad desolada.

¿Y quién soy yo y cuánto tiempo he necesitado para redactar esto y por qué pierdo (o gano) el time con vos?.

Una vez,tuve una visión tras leer "Nada" de Unamuno,pero la he olvidado.Sorry...

Sigue dándole.Sé prolífica.El odio sarcástico y capcioso de tus post me embelesa.

Eres afortunada:Como madrileña,vas a poder despotricar 4 años más (mínimo) contra Esperanza.Nuestra Presi....Ni lo dudes xD

Eres afortunada entonces.Sonrie al Mundo y el Mundo te sonreirá a tí (es un plagio pasteloso,je).

Qué coño importa.

Eres.

Besines de un enemigo.
D.

Butterflied dijo...

¿Ya te has aburrido de ser Beta? ¿No tienes nada más que contar? ¿O en realidad es uno de esos momentos que todos tenemos alguna vez en que nos preguntamos "por qué yo soy yo y estoy aquí ahora mismo"? De cualquier forma, me importa un pito quien esté ahí detrás. Vengo, leo, si me gusta sigo y si no me piro.

Bellaluna dijo...

Beta: todos mentimos y nos mentimos. Tal vez ni tú ni yo somos realmente quienes decimos que somos. O, justo al revés, no podemos ser más sinceras de lo que lo somos, más que quienes nos leen, que se engañan leyendo, como todos quienes leen queriendo soñarse en las letras. Lo único que sabemos cierto son las huellas digitales de nuestros dedos sobre el teclado que desgrana estas palabras. ¿Qué más da quién las escribe? Lo que dicen.

Beso, amor

L.

Anónimo dijo...

Si tú no fueras tú, serías otra, y ya está.
Si tú no fueras tú hubiéramos seguido leyendo el blog pensando que eras tú porque en internet no hay forma de averiguar la verdad (faceboock podría ser una escepción, según) y a lo mejor eres un señor de 70 años malhumrado, lo cual nos daría igual porque eso es condición sine quae non de este medio, que el productor deja de tener importancia o sentido para sólo tenerlo el producto(esto, entre otras cosas, es lo que trae a los artistas y a la Sinde, que no es artista ni de coña, por el camino de la amargura, que lo que se quiera contar es lo que importa no quién lo haga). No me extraña que así estemos todos tan perdidos en nuestra identidad, esto es un medio virtual.
Sí tú no fueras tú, no serías nadie, puesto que hay que ser alguien incluso estando muertos y por lo menos hasta que se olvide para siempre el mundo que quién somo o de quién fuimos.
No eres tu blog, no eres lo que escuchas, no eres las películas que ves, ni la ropa que te pones, no eres si quiera tus opiniones, ni tus amigos, ni tu diagnóstico de trastorno de personalidad límite (por ejemplo, es que hoy en día la patologización de el carácter es algo muy usual, y peligroso). A lo mejor eres un poco lo que pones y escribes aquí.
Supuestamente somos la suma de todas esas cosas, pero incluso desprovista de ellas, eres alguien, eres tú. ¿te gustas? seguro que sí. A mucha gente le gusta el blog, le gustan las fotos que pones en él, le gusta que seas descarada y sensual. Si no eres tú, o si no quieres ser esa para el mundo simpre tienes la opción de disociar, con salud claro.
Por otro lado: yo personalmente me partía el culo con muchos de tus post. eres tú? no creo que los reproduzca una máquina (no aún)

Betza Hidalgo (y éste sí es mi nombre administrativo real, que le vamos a hacer)

Robert Nalyd dijo...

Mientras no nos digas que en realidad eres Esperanza Aguirre o que tu madre -seas o no hija suya- no es idiota en realidad, no pasa nada.

Yo sé que tú no eres tú, porque sé quién eres. Pero no importa eso: lo importante es las cabecita que está detrás del nombre que sea y deleita -verdad o ficción- con palabras bien escritas e ideas ácidas.

Enhorabuena y ánimo. Sigue, aquí o dondequiere que te lleve la vida.

Anónimo dijo...

Pues sí!!, como alguien dice por ahí...¡¡¡¡QUE COÑO IMPORTA!!!

Madrileña

Sir Anonymous de Canterville dijo...

me quito el sombrero señorita, jajaja

damon dijo...

Seras o no quien seas o quien creas que eres o quien creas que quieres ser pero, joder, que bien escribes.

carlos dijo...

Y si no fuera yo el único que entra aquí porque me he sentido enamorado por lo que representas y creo ver más allá del valor que tienes por mostrarte tanto, y quisiera que no volvieses a escribir obligada. ¿y si no fuera yo el único que quisiera encontrarse contigo y darte un beso y un abrazo?

Julissa-Venezuela dijo...

Hola Beta

¿Este post fue una broma (guasa)? Asi como para saber que pensariamos de ti, ¿en un hipotetico caso?

¿No?, es en serio entonces. Pues da igual, creo que en este "mundo" nadie es, quien dice ser, o lo que dice ser..

Y si fue guasa? Pues ya ves lo que opinamos tus lectores y amigos.

Y si no eres tu "tu", no importa. Sigue escribiendo, asi sea una vez al mes, o a diario.. No nos abandones.

!Saludos desde el otro lado del charco! Llegas lejos, quien quiera que seas.

P.D. No se si el mensaje está bien redactado, la experta en escribir eres tu.

NáN dijo...

Esas preguntas no se hacen, Beta, sobre todo sabiendo que el 999/1000 de los que sabemos leer y escribir somos unos indocumentados.

Es como preguntar: "Elige, el perro o yo". Peligrosísimo.

Además, qué leches, tú eres tú, que leo a Casciari y escribe de otra manera.

Anónimo dijo...

Caso que tu no fueras tu, ya puedes dejarte de crisis y pelarte el culo por mantener el nivel de hasta ahora. Porque, disiento de NáN, aquí nadie va de indocumentado. Y lo que gusta, gusta repetirlo. Así que, cariño, adelante y con ese cuerpo serrano a punto.

G.

Ausente dijo...

Pues no, seas quien seas, tus letras tienen existencia propia, valor propio... y hablando de crisis, estoy en las mismas, resulta que me siento demasiado nromal para seguir escribiendo mi blog.... ya hasta estoy decidiendo mi sexo, y no sé si alegrarme o no. Un abrazo... las crisis no son tan malas.

txeri dijo...

hay quien tiene crisis puntuales, hay quien vive en ellas permanentemente, y hay quien no sabe ni lo que son.

Solo es una forma más de ver la vida. Riéte de ella y punto ;)

NáN dijo...

Pues a lo mejor tiene razón el Anónimo G (no me extrañaría) y la ratio es un un indocumentado por cada mil. Y me han dado el papel.

Anónimo dijo...

Ella es mi sueño obsesionante,
es sumisa y dominante.

Es la mujer de mi vida.

Ella es lasciva y penitente,
inesperada y conocida.

Es la mujer de mi vida

Es oriental y de occidente,
es una infiel y una perdida.

Es la mujer de mi vida

Ella es candor, terror, pudor, calor y a veces aún peor,
ella es dolor, amor, fervor, sopor y a veces aún mejor.

Me hace dudar si yo soy yo
o vivo sin vivir en mi.

Es la mujer de mi vida

Por ella paré mi reloj
y ahora confundo el si y el no.

Es la mujer de mi vida.

No me preguntes como es ella,
no existe cosa parecida,
tan solo es que ella es...

Es la mujer de mi vida.

(Era la sintonía de un programa de la tele de los 90)Las cosas no fueron como fueron sino como las recordamos. Y la gente no es como es sino como las percibimos.
Saludos.

Lhrod dijo...

Como ya dijo Gordi independientemente de quien seas o q seas, no puedes dejar de ser tu, es mas seguirías siendo tu aunque mañana te levantases pensando que Rajoy es el salvador de las Españas. Eres algo... luego existes... luego eres tu... luego no puedes dejar de serlo x mucho que cambies.

Meitanei dijo...

Yo también me he preguntado alguna vez cómo son la gente a quienes leo (antes me preguntaba como era FSD, cómo podía ser que me cayera tan mal, ahora ya sé por qué es).
Así que he llegado a la conclusión de que a mi no me importa que no seas quien dices ser o quien he creído que eres.

Yo creo que las personas cambian. ¿Se puede llegar a ser dentro del cambio?

Si tú no eres tú no importa, los demás te hemos creado así. Nosotros hemos creado a Beta -leyéndote-. Así que el poder de destruirte -matarte, anularte, olvidarte...- es nuestro también.

Quiero dejar de preocuparme por quién soy y preocuparme por si hago lo correcto.

Y referente al postdata...

Para mi tu blog sí tiene un gran valor literario -aparte del cuidado en la ortografía-, cuidar tus palabras...

Y si otra persona hubiera escrito este blog... Pues no tendría el mismo valor literario. Realmente no concibo este blog -o los temas que se trata- de la mano de un autor hoygan o de una persona que tenga un léxico más pobre.

Espero haberte sido de ayuda.

Jacinta Jacarandosa dijo...

Todos somos uno mismo y tenemos pizcas de otros. Saludos desde Argentina

Anónimo dijo...

nunca supe quién eras pero me interesas desde que no te conozco :) eva bicicletas